La Regata Menorca Sant Joan empieza mañana con la travesía de Barcelona a Mahón y un total de 40 barcos

Pajaro y Liberty 2

Los cruceros participantes en la  tradicional Regata Menorca Sant Joan – Trofeo Alfonso XIII, organizada de forma conjunta por el Real Club Náutico de Barcelona y el Club Marítimo de Mahón, zarparán mañana jueves 22 de junio desde Barcelona rumbo al Puerto de Mahón, en lo que será su décimonovena edición, lo que le avala como la prueba de altura más longeva de toda Menorca y la de mayor participación, puesto que llegará una cifra de inscritos que superará los 40 embarcaciones en total.

En total está previsto que tomen  la salida del Puerto de Barcelona a las 15.00 horas de mañana jueves un total de 22 barcos, todos ellos de clubes de Cataluña. Esto significa que entre tripulantes y acompañantes que se desplacen por otros medios, la organización prevé una afluencia de unas 300 personas relacionadas directamente con la regata durante cuatro días, lo que le convierte en un producto deportivo de alto nivel y un gran reclamo turístico. En cuanto a esta regata de altura, el Trofeo Alfonso XIII, la organización del evento tiene previsto, si las condiciones meteorológicas lo permiten, que los barcos después de navegar a vela la travesía de 135 millas náuticas, lleguen a Mahón durante el transcurso del viernes 23 de junio. Cada embarcación, dependiendo de su rating (complejo sistema de compensación establecido según el tipo de barco, velocidad, diseño, etc.), tendrá un tiempo determinado para poder realizar la travesía de 135 millas náuticas entre la Ciudad Condal y el Puerto de Mahón. Los cruceros participantes en la prueba podrán arribar a la rada mahonesa por el norte (travesía algo más corta) o por el sur, dependiendo de las condiciones atmosféricas, viento y estado del mar.

A estos cruceros se unirán otras tantas embarcaciones de Menorca, preferentemente del Club Marítimo de Mahón, que tomarán parte el sábado en la Regata  Puerto de Mahón, una prueba que saldrá de la colársega de la rada mahonesa hasta la bocana del Puerto y llegada frente al Club, un auténtico espectáculo. La salida se dará a las 13.00 horas, aunque desde un rato antes, el espectáculo colorido de velas ya se mostrará en la colársega.

            Los puertos de Barcelona y Maó rubrican de nuevo su fidelidad a una idea que nació hace ya casi veinte años y que tan solo ha faltado a su cita los años 2009, 2010 y 2011 por la falta de amarres del Club Marítimo de Mahón y que paralizaron una de las regatas de altura más multitudinarias del Mediterráneo Occidental y que llegó incluso a permitirse el lujo de limitar la inscripción a 120 barcos.

El parón de tres años provocó que una de las pruebas náuticas amateur de mayor prestigio del mediterráneo español tuviese que volver a iniciar su labor de captación de embarcaciones. En 2012 volvió a reanudarse la regata con unos 20 barcos.